El Consejo de Seguridad de la ONU exige un alto el fuego inmediato en Gaza

Redacción26 de marzo de 2024

0
90
Destrucción de Gaza

Ayer el Consejo de Seguridad de la ONU exigió un alto el fuego inmediato en Gaza. Catorce países votaron a favor de la resolución, presentada por diez miembros electos del Consejo, mientras que Estados Unidos se abstuvo.

La resolución pide un “alto el fuego inmediato durante el mes de Ramadán, respetado por todas las partes y que conduzca a un alto el fuego duradero”.

También exige “la liberación inmediata e incondicional de todos los prisioneros, así como la garantía de acceso humanitario para satisfacer sus necesidades médicas y otras necesidades humanitarias”.

La ONU y algunos países miembros han reaccionado a la afirmación de Estados Unidos de que la resolución adoptada por el Consejo de Seguridad de la ONU es no vinculante.

“Estamos encantados de que el Consejo haya adoptado la tan esperada resolución que exige un alto el fuego inmediato en Gaza y la liberación de los prisioneros”, dijo Pedro Comissario, representante de Mozambique ante la ONU, en nombre del Grupo de los 10 miembros electos.

La resolución fue presentada al Consejo por el grupo de 10 funcionarios electos, que incluye a Argelia, Ecuador, Guyana, Japón, Malta, Mozambique, la República de Corea, Sierra Leona, Eslovenia y Suiza.

Pedro Comissario, que instó a la entrega inmediata e ininterrumpida de ayuda humanitaria a Gaza, dijo: “Los 10 esperan que la resolución adoptada hoy sea implementada de buena fe por todas las partes y que contribuya a aliviar el sufrimiento del pueblo de Gaza”.

También expresó su esperanza de que la resolución “abriera el camino a perspectivas más positivas para una paz duradera en el Medio Oriente”.

Cuando se le preguntó sobre las afirmaciones de Estados Unidos de que la resolución era “no vinculante”, dijo que “todas las resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas son vinculantes y ejecutables”.

Hamas expresó su “voluntad de iniciar un proceso de intercambio” de prisioneros por rehenes “inmediatamente” así como “de lograr un alto el fuego permanente que conduzca a la retirada de todas las fuerzas israelíes” del enclave.

Por su parte, Israel -a través de su Ministro de Defensa, Yoav Gallant- afirmó que no tenía “el derecho moral a detener la guerra mientras haya rehenes en Gaza”, y canceló la visita de una delegación a Washington como reacción a la abstención estadounidese en la votación.

Qatar, mediador en las conversaciones entre Hamas e Israel, acogió con satisfacción la votación de la ONU y pidió a ambas partes que participen “positivamente en las negociaciones en curso”.

Egipto, por su parte, acogió con satisfacción un “primer paso importante y necesario para detener el derramamiento de sangre”, al tiempo que señaló “el desequilibrio” de la resolución debido a su “duración limitada y las obligaciones que implica”.

Un día histórico para los palestinos

Hablando en nombre del bloque árabe, el representante palestino ante la ONU, Riyad Mansour, calificó la adopción de la resolución como un “día histórico” y dijo que era un “paso importante” hacia el fin de la agresión contra los palestinos.

“Creo que el alto el fuego allanará el camino para la implementación de este segundo objetivo (el fin de la agresión contra los palestinos)”, subrayó Mansur.

Reprendiendo la posición de Estados Unidos, que argumentó que la resolución no era vinculante, Mansour dijo: “Vamos ante el Consejo de Seguridad. Nos están diciendo que no es vinculante. No estamos de acuerdo. Las resoluciones del Consejo de Seguridad son vinculante.“

“Y si Israel no lo implementa, es deber del Consejo de Seguridad recurrir al Capítulo VII para tomar medidas punitivas que le obliguen a cumplir la resolución del Consejo de Seguridad”, añadió.

Durante su rueda de prensa diaria el portavoz adjunto de la ONU, Farhan Haq, explicó que “todas las resoluciones del Consejo de Seguridad son parte integrante del derecho internacional. Son tan vinculantes como el derecho internacional”.

Después de la adopción de la resolución, Estados Unidos afirmó que no era vinculante debido al uso del lenguaje “se solicita un alto el fuego” en lugar de “decide la necesidad de un alto el fuego”.

Sin embargo, según el artículo 25 de la Carta de la ONU, no es necesario recurrir a lo dispuesto en el Capítulo VII para que las resoluciones sean vinculantes.