Sobre la alerta amarilla por la evolución del COVID-19

Profesionales por la Transformación de El Salvador PROES

A las 16 horas del 6 de marzo de 2020, el Ministerio de Gobernación y Desarrollo Territorial, através de la Dirección General de Protección Civil, Prevención y Mitigación de Desastres, emitió alerta amarilla en todo el territorio nacional, para que la población y las instituciones refuercen las medidas preventivas ante la propagación de infecciones respiratorias agudas.

Sobre este particular, Profesionales por la Transformación de El Salvador (PROES) expresa
lo siguiente:

  1. La propagación del COVID-19 o Coronavirus se está acercando a nuestro país. Costa Rica ya ha confirmado 2 casos y en Chiapas, México, fronterizo con Guatemala, se confirmó un
    caso de esta enfermedad. Personas expertas en salud pública consideran que es cuestión de semanas para que se registren casos en nuestro país.
  2. Entre las principales recomendaciones dadas a la población para prevenir el contagio de las enfermedades respiratorias agudas, en especial el COVID-19, conocido como Coronavirus, destaca el lavado frecuente de las manos, con abundante agua y jabón. Pero al examinar los acontecimientos más recientes sobre el suministro de agua en la zona metropolitana, surge la duda sobre la posibilidad de aplicar las medidas dEe prevención.
  3. La crisis de agua de enero pasado, cuando se le proporcionó agua contaminada a miles de hogares del Área Metropolitana de San Salvador, evidencia la debilidad del sistema de
    distribución de agua apta para el consumo humano. El mismo presidente de ANDA, Frederick Benítez, aconsejó durante su interpelación en la Asamblea Legislativa, no consumir el agua que proporciona la planta de Las Pavas, por no ser de calidad. ANDA tampoco logra cubrir la demanda de agua de todos los hogares.
  4. La crisis del agua no se ha superado. Persisten denuncias sobre suministro de agua contaminada; los mismos exámenes que presentó el presidente de ANDA durante su interpelación demostraron que el agua estaba contaminada con coliformes, lo que significa presencia de heces fecales. El funcionario también señaló que “ANDA está en emergencia
    todos los días, la Planta de las Pavas está al punto del colapso”.
  5. Las protestas de las comunidades por la escasez de agua van en ascenso. Solo en las últimas semanas se han registrado las siguientes:
    a) El 19 de febrero se realizaron dos cierres de calles, uno en el kilómetro 22 de la carretera a la Libertad, jurisdicción de Zaragoza, cuya población asegura que solo recibe agua una vez al mes; otro en la calle a Mariona, a la entrada de Ciudad Corinto, donde habitantes de la colonia Santa Rita, municipio de Mejicanos, denunciaron que no recibían agua desde hacía un mes.
    b) El 20 de febrero, habitantes de la Colonia San Antonio cerraron la carretera Troncal del Norte, a la altura del municipio de Ciudad Delgado, para expresar disconformidad por no recibir agua desde octubre de 2019.

c) El 24 de febrero, habitantes de Alta Vista realizaron un cierre a la altura del kilómetro 10 de la carretera de oro, en protesta por la falta de agua. Denunciaron que solo reciben agua una vez cada ocho días, y por pocas horas. Ese mismo día, habitantes de la Colonia Jardines del Cerro, en el sector del Cerro de San Jacinto, municipio de Soyapango, denunciaron que tenían seis meses sin recibir agua en sus casas, por lo que cerraron la avenida Trabanino y la calle Apaneca, que conectan las colonias de Montecarmelo, Santa Marta y San Jacinto. ANDA les envió una pipa con agua una sola vez y la alcaldía les envía una pipa por semana, por lo que han tenido que comprar agua de pipas privadas a un precio que oscila entre los US$50 y US$60. Aunque los hogares no reciben el servicio, los recibos de ANDA les llegan por US$10 y US$15.

d) El 2 de marzo, habitantes de las colonias El Progreso, Las Flores, Quirós y San Antonio, del municipio de Soyapango, cerraron la calle de Agua Caliente en protesta por tener diez meses sin recibir agua. También los habitantes de Sierra Morena, Soyapango, cerraron la calle Zacamil, en demanda de agua para 325 familias. En todas las protestas, la población expresa que sigue pagando los recibos de ANDA sin recibir el servicio, por lo que se ven obligados a comprar agua diariamente a un precio de US$1.00 y US$1.50 por barril. 

6. Los problemas de salud se siguen agravando. El boletín epidemiológico del Ministerio de Salud (MINSAL) correspondiente a la novena semana del presente año reporta incrementos importantes con respecto a la misma semana del año pasado.

Los casos sospechosos de dengue aumentaron 33.7%, al pasar de 1,271 en la novena semana de 2019 a 1,699 en la misma semana de 2020; los casos de neumonías aumentaron 8%, de 4,541 a 4,900; las infecciones respiratorias agudas (IRAs) crecieron 28.7%, al pasar de 305,006 a 392,494, y según el corredor endémico están entre zona de alerta y epidémica.

7. Los problemas de agua y salud se podrían agravar debido al recorte presupuestario de US$13 millones a ANDA y US$33.5 millones al primer nivel de atención de salud. Si a ello se le suma la incompetencia de los titulares del MINSAL y ANDA y el paulatino abandono del modelo preventivo de la reforma de salud, las enfermedades podrían aumentar.

8. No hay plan de contingencia del Sistema Nacional de Salud ni participación de las distintas instituciones públicas en esta alerta, debido al desmantelamiento del Sistema de Protección Civil establecido por ley. En los comunicados del MINSAL y de Protección Civil no se visualiza la participación de las comunidades, lo que indica que no hay contraloría ciudadana de las acciones gubernamentales, la cuales son principalmente reactivas. 

9. Sobre el abastecimiento de medicamentos e insumos para atender las emergencias, actualmente se funciona con los que se compraron en 2019, pues no se han iniciado las compras del año 2020. Se conocen denuncias ciudadanas de desabastecimiento e incremento de precios, por lo que la Dirección de Protección al Consumidor y la Dirección Nacional de medicamentos deben vigilar el abastecimiento y los precios en farmacias.

10. Todo lo anterior nos lleva a considerar que la población salvadoreña se encuentra en un estado de vulnerabilidad ante un posible brote de COVID-19. Por falta de agua se propagaría rápidamente el virus en sectores pobres y densamente poblados. Además, no se perciben medidas efectivas de prevención ni de respuesta por parte del Gobierno ante el incremento de enfermedades ni para enfrentar el COVID-19. 
San Salvador, 8 de marzo de 2020

Fuente: https://www.facebook.com/PROESSV/ https://twitter.com/PROESSV movimientoproes@gmail.com

FMLN Rompiendo la Manipulación Medíatica de la derecha y por el Derecho de Nuestro Pueblo a saber la verdad.