“Este quinquenio será difícil para las mujeres, pero estamos dispuestas a luchar”: Reina Villalta

La organización, lucha y resistencia es la consigna que las mujeres están dispuestas a impulsar, frente a las políticas del gobierno central que se promuevan en su contra. “Vamos a exigir nuestros derechos, no vamos a retroceder en la lucha”, expresó la diputada suplente del FMLN y actual secretaria Nacional Adjunta de la Mujer del partido de izquierda, Reina Villalta.

Uno de los primeros desafíos que tienen las mujeres al cierre de 2019, con la llegada de un gobierno de corte conservador, es resistir y exigir que el Ejecutivo mantenga los programas y proyectos que se impulsaron en la última década en favor del sector femenino.

La Asamblea Legislativa está en la recta final del estudio y aprobación del Presupuesto General de la Nación 2020; sin embargo, el FMLN ha considerado que la propuesta del gobierno de Nayib Bukele se inclina más por eliminar todo programa encaminado a favorecer a las grandes mayorías, y las mujeres no son la excepción, advierte la legisladora.

“El presupuesto 2020 es un presupuesto en contra de las mujeres”, opinó tajantemente la parlamentaria, tras señalar que las organizaciones femeninas y las mujeres -en general- deben estar atentas a esta reducción presupuestaria y eliminación de programas de atención en salud, educación, emprendedurismo y desarrollo de las mujeres.

“Ya revisando minuciosamente el presupuesto se ha encontrado diferentes modalidades en cuanto a lo que se venía trabajando en favor de las mujeres; por ejemplo, hay una reducción para el tema de salud integral de las mujeres”, comentó.

Más recursos para publicidad

La legisladora cuestionó el hecho de que el Gobierno actual está más interesado en tener recursos para publicidad, lo cual se traducirá en una menor inversión social.

“Se recortan programas y también se recortan plazas en el Hospital de la Mujer”, citó como ejemplo, y precisó que para 2020, tal y como está el presupuesto serán eliminadas 1,669 plazas en el Ministerio de Salud, en el área preventiva; otras 516 plazas en el Hospital de la Mujer; solo se invertirían $85 millones para compra de medicamentos, cuando en la última administración del FMLN para 2019 se invirtieron $103 millones en este rubro.

“Si el presupuesto se aprueba tal y cual está, solo se verán beneficiadas las empresas de comunicación, los medios de comunicación, los amigos del presidente, mas no la clase trabajadora, ni las mujeres, ni el sector salud”, insistió Villalta.

En tanto, reafirmó que las diputadas y diputados del grupo parlamentario del FMLN jamás votarán por un presupuesto que reduzca recursos a los programas sociales, o los elimine, y mucho menos dejar sin empleo a miles de personas.

FMLN dignificó a la mujer

La diputada Villalta recordó que en los últimos diez años, el FMLN dignificó a la mujer salvadoreña; además, fortaleció los programas que iniciaron en los gobiernos locales y se llevaron a escala nacional, al llegar al Ejecutivo en 2009; uno de ellos y reconocido a escala mundial fue Ciudad Mujer, institución que para el otro año trae un recorte considerable en su presupuesto.

“Al llegar los gobiernos del FMLN se desarrolla toda la política de prevención en favor de las mujeres”, indicó respecto al tema de salud que se desarrolló en los últimos dos quinquenios.

A través de la reforma de salud, desde 2009, se encaminó una política de salud preventiva; en el caso de las mujeres, se les facilitó acceso gratuito a la salud, al igual que el reto de la población y se garantizaron procesos de estudio y programas preventivos; se crearon los Equipos Comunitarios de Salud Familiar (ECOS), los cuales se han comenzado a eliminar con la llegada del nuevo gobierno; “ahí vemos un gran retroceso”, consideró.

También indicó que hay $32 millones que se les reducen a las regiones integrales de salud, “que es toda el área de atención primera en salud. Luego vemos también la eliminación de programas como: Amanecer Rural, que fortalecía el trabajo de las mujeres campesinas y cooperativistas”, lamentó.

Por tanto, remarcó que el presupuesto carece de un enfoque de género.

“Es un presupuesto en contra de las mujeres. En estos seis meses de este gobierno se han eliminado Unidades de Género en las instituciones, eso va en contra y es un retroceso de los derechos ya conquistados”, argumentó.

FMLN en la Asamblea

La diputada Villalta reiteró el compromiso del grupo parlamentario del FMLN con las mujeres; por ello impulsó iniciativas como garantizar que las mujeres no sean despedidas durante su tiempo de licencia por maternidad; “se logró aprobar este beneficio para cuatro meses después de su licencia de maternidad”, indicó.

Además, se aprobó la Ley de Salas Cunas en centros de trabajo, que garantiza tanto en instituciones públicas como privadas la habilitación de estos espacios de atención integral de hijos de empleadas.

La lucha es el camino

Las mujeres organizadas están convencidas de que tienen una prueba de fuego, esperan que el gobierno entienda sus necesidades, y desde la Asamblea Legislativa se logre un acuerdo de aprobación del presupuesto acorde a sus necesidades.

Cabe recordar que el órgano Legislativo no puede aumentar ni reducir cifras ya establecidas en el proyecto de ley por parte del gobierno central, pero sí redistribuir recursos.

La organización, lucha y resistencia es la consigna que las mujeres están dispuestas a impulsar, frente a las políticas del gobierno central que se promuevan en su contra. “Vamos a exigir nuestros derechos, no vamos a retroceder en la lucha”, expresó la diputada suplente del FMLN y actual secretaria Nacional Adjunta de la Mujer del partido de izquierda, Reina Villalta.

Uno de los primeros desafíos que tienen las mujeres al cierre de 2019, con la llegada de un gobierno de corte conservador, es resistir y exigir que el Ejecutivo mantenga los programas y proyectos que se impulsaron en la última década en favor del sector femenino.

La Asamblea Legislativa está en la recta final del estudio y aprobación del Presupuesto General de la Nación 2020; sin embargo, el FMLN ha considerado que la propuesta del gobierno de Nayib Bukele se inclina más por eliminar todo programa encaminado a favorecer a las grandes mayorías, y las mujeres no son la excepción, advierte la legisladora.

“El presupuesto 2020 es un presupuesto en contra de las mujeres”, opinó tajantemente la parlamentaria, tras señalar que las organizaciones femeninas y las mujeres -en general- deben estar atentas a esta reducción presupuestaria y eliminación de programas de atención en salud, educación, emprendedurismo y desarrollo de las mujeres.

“Ya revisando minuciosamente el presupuesto se ha encontrado diferentes modalidades en cuanto a lo que se venía trabajando en favor de las mujeres; por ejemplo, hay una reducción para el tema de salud integral de las mujeres”, comentó.

Más recursos para publicidad

La legisladora cuestionó el hecho de que el Gobierno actual está más interesado en tener recursos para publicidad, lo cual se traducirá en una menor inversión social.

“Se recortan programas y también se recortan plazas en el Hospital de la Mujer”, citó como ejemplo, y precisó que para 2020, tal y como está el presupuesto serán eliminadas 1,669 plazas en el Ministerio de Salud, en el área preventiva; otras 516 plazas en el Hospital de la Mujer; solo se invertirían $85 millones para compra de medicamentos, cuando en la última administración del FMLN para 2019 se invirtieron $103 millones en este rubro.

“Si el presupuesto se aprueba tal y cual está, solo se verán beneficiadas las empresas de comunicación, los medios de comunicación, los amigos del presidente, mas no la clase trabajadora, ni las mujeres, ni el sector salud”, insistió Villalta.

En tanto, reafirmó que las diputadas y diputados del grupo parlamentario del FMLN jamás votarán por un presupuesto que reduzca recursos a los programas sociales, o los elimine, y mucho menos dejar sin empleo a miles de personas.

FMLN dignificó a la mujer

La diputada Villalta recordó que en los últimos diez años, el FMLN dignificó a la mujer salvadoreña; además, fortaleció los programas que iniciaron en los gobiernos locales y se llevaron a escala nacional, al llegar al Ejecutivo en 2009; uno de ellos y reconocido a escala mundial fue Ciudad Mujer, institución que para el otro año trae un recorte considerable en su presupuesto.

“Al llegar los gobiernos del FMLN se desarrolla toda la política de prevención en favor de las mujeres”, indicó respecto al tema de salud que se desarrolló en los últimos dos quinquenios.

A través de la reforma de salud, desde 2009, se encaminó una política de salud preventiva; en el caso de las mujeres, se les facilitó acceso gratuito a la salud, al igual que el reto de la población y se garantizaron procesos de estudio y programas preventivos; se crearon los Equipos Comunitarios de Salud Familiar (ECOS), los cuales se han comenzado a eliminar con la llegada del nuevo gobierno; “ahí vemos un gran retroceso”, consideró.

También indicó que hay $32 millones que se les reducen a las regiones integrales de salud, “que es toda el área de atención primera en salud. Luego vemos también la eliminación de programas como: Amanecer Rural, que fortalecía el trabajo de las mujeres campesinas y cooperativistas”, lamentó.

Por tanto, remarcó que el presupuesto carece de un enfoque de género.

“Es un presupuesto en contra de las mujeres. En estos seis meses de este gobierno se han eliminado Unidades de Género en las instituciones, eso va en contra y es un retroceso de los derechos ya conquistados”, argumentó.

FMLN en la Asamblea

La diputada Villalta reiteró el compromiso del grupo parlamentario del FMLN con las mujeres; por ello impulsó iniciativas como garantizar que las mujeres no sean despedidas durante su tiempo de licencia por maternidad; “se logró aprobar este beneficio para cuatro meses después de su licencia de maternidad”, indicó.

Además, se aprobó la Ley de Salas Cunas en centros de trabajo, que garantiza tanto en instituciones públicas como privadas la habilitación de estos espacios de atención integral de hijos de empleadas.

La lucha es el camino

Las mujeres organizadas están convencidas de que tienen una prueba de fuego, esperan que el gobierno entienda sus necesidades, y desde la Asamblea Legislativa se logre un acuerdo de aprobación del presupuesto acorde a sus necesidades.

Cabe recordar que el órgano Legislativo no puede aumentar ni reducir cifras ya establecidas en el proyecto de ley por parte del gobierno central, pero sí redistribuir recursos.

De parte del gobierno no ven apoyo alguno. “Las expectativas de las mujeres es que vamos a volver a la lucha”, manifestó Villalta.

“Vamos a exigir nuestros derechos, no vamos a retroceder en la lucha por garantizarlos. Los últimos dos gobiernos del FMLN ampliaron la participación de la mujer (…) debemos seguir luchando para mantener la asistencia y el desarrollo integral de las mujeres”, dijo.

Subrayó que “como diputadas y como partido FMLN, estamos dispuestas al acompañamiento en todas las demandas”.

“Como FMLN, vamos a acompañar todas las iniciativas en favor de las mujeres, y vamos a rechazar aquellas que estén en su contra, como es este presupuesto 2020”, concluyó.