Intento de manipulación de las estadísticas económicas por parte del Gobierno

El Banco Central de Reserva (BCR) le trasladará a la Dirección General de Estadística y Censos (DIGESTYC) la elaboración de las estadísticas básicas, labor que ha venido realizando la Gerencia de Estadísticas Económicas del banco desde mediados de 2018. Sobre este particular, Profesionales por la Transformación de El Salvador (PROES) hace las siguientes consideraciones:

1. La Gerencia de Estadísticas Económicas se encarga de calcular y publicar las estadísticas de cuentas nacionales, balanza de pagos, estadísticas monetarias, financieras y fiscales. En el caso de las estadísticas básicas, para calcular el PIB, la labor le corresponde por ley a la DIGESTYC, que debe trasladarle la información al BCR para que proceda a hacer los cálculos correspondientes. Sin embargo, la incapacidad técnica y financiera de la DIGESTYC no le permitió realizar dicha función, la cual fue asumida por el BCR a partir de un convenio de cooperación del Ministerio de Economía y el BCR, del 29 de junio de 2018.

2. El año pasado, el BCR publicó un nuevo Sistema de Cuentas Nacionales de El Salvador (SCNES), que actualizó el año base de 1990 a 2005, a partir de las recomendaciones metodológicas del último Manual Internacional de Cuentas Nacionales de 2008, elaborado por las Naciones Unidas y otros organismos internacionales. Dicho sistema incluye más de 600 variables actualizadas de la economía nacional, así como conceptos y procedimientos acordes a las mejores prácticas internacionales.

3. Los datos actualizados del SCNES permiten analizar el desenvolvimiento de la economía, así como diseñar y darle seguimiento a la política pública. Por la calidad de esa información, el BCR está suscrito a las normas especiales de divulgación electrónica del Fondo Monetario internacional.

4. El actual Viceministro de Economía, Miguel Corleto, dirigió la DIGESTYC durante el último Gobierno de ARENA, cuando hubo denuncias de maquillaje de cifras para elevar la imagen de dicho Gobierno. Ese antecedente nos indica que la decisión del Ministerio de Economía, de trasladarle a la DIGESTYC la labor que realiza la Gerencia de Estadísticas del BCR, le permitiría al Gobierno mostrar un panorama engañoso, no ajustado a la realidad, sino a su estrategia de campaña.

. El Ministerio de Economía también trasladará a la DIGESTYC el departamento del BCR que elabora las encuestas mensuales y trimestrales para calcular el Índice de Volumen de Actividad Económica (IVAE) y el PIB trimestral.

6. Esas decisiones generarían un retroceso en el levantamiento y divulgación de datos económicos. Lo correcto sería que el BCR siguiera calculando las estadísticas de cuentas nacionales, dadas sus capacidades técnicas para hacerlo, y que se les otorguen las facultades legales para realizar esa labor.

7. En lugar de empeñarse en manipular datos, el Gobierno debió elaborar el Plan General que le exige la Constitución (artículo 167), para que le sirviera de base al proyecto de presupuesto 2020 que presentó ante la Asamblea Legislativa, el cual está lleno de maniobras contables, tiene muchas partidas oscuras que permitirían un uso discrecional de los recursos y elimina programas sociales establecidos por ley.

8. El Gobierno tampoco ha iniciado la formulación del Plan de Desarrollo, Protección e Inclusión Social, tal como lo establecen los artículos 11 y 12 de la Ley de Desarrollo y Protección Social de El Salvador. Dicho plan debería estar concluido antes de que finalice el primer semestre del actual Gobierno, es decir, el 30 de noviembre.

9. Manipular estadísticas económicas para venderle ilusiones a la población en un año preelectoral, es subestimar la capacidad de análisis de la gente. Cuando la realidad termine imponiéndose, se podría generar un descontento e inestabilidad social difícil de controlar por un Gobierno que está mostrando falta de transparencia, poca capacidad para gestionar emergencias y poca tolerancia a la crítica y protesta social.

10.PROES considera que para mantener la credibilidad de las estadísticas y no afectar la capacidad técnica del BCR en la elaboración de indicadores económicos, se debe mantener en dicha institución el procesamiento de las estadísticas básicas y el levantamiento de las encuestas mensuales y trimestrales.

San Salvador, 28 de noviembre de 2019