Ante la decisión del gobierno de El Salvador de desconocer la existencia de la República Arabe Saharaui Democrática y al Frente POLISARIO, privilegiando las relaciones con una potencia anexionista y neocolonial como el reino de Marruecos expresamos