FMLN nunca cedió a presiones del FMI para aumentar IVA. ¿Bukele accederá?

El Fondo Monetario Internacional (FMI) en los diferentes países del mundo donde tiene injerencia presiona para hacer los “ajustes fiscales” necesarios, que siempre afectan a los más pobres.

En El Salvador el FMI intentó presionar a los gobiernos del FMLN para que subieran el IVA al menos en dos puntos, de 13 a 15 %. Los gobiernos de izquierda jamás cedieron.

Sin embargo, aún antes de asumir el gobierno, un medio afín a Nayib Bukele publicó un titular excusando desde ya la acción que hará el presidente electo al momento de asumir el poder en junio próximo: “FMI advierte que gestión de Bukele deberá hacer ajuste fiscal por despilfarro del FMLN” reza el titular.

Esta aseveración contradice lo ya dicho por el FMI en el mismo informe, donde destaca “el sólido desempeño económico (salvadoreño) es una oportunidad para fortalecer aún más la posición fiscal. El gobierno (actual) ha sentado las bases para un crecimiento sostenido, por medio de la implementación de reformas estructurales, el fortalecimiento de los marcos de política y la facilitación de una transición política sin contratiempos”, reza el documento.

Bukele está buscando una “excusa” para que la población acepte ceder a las presiones del FMI y aumentar el IVA en un 2%.

En 2014, la misión del FMI recomendaba evaluar un impuesto al patrimonio e impuesto predial y el FMLN no accedió. Este año, la recomendación principal es incrementar el IVA, lo cual tendría consecuencias negativas para el consumo de los hogares.

La recomendación principal es hacer un ajuste del 2% por el lado del IVA. El Banco Central de Reserva (BCR) actual ya rechazó la “sugerencia”, pues hay progresividad en los tributos y en la eficiencia del gasto, pero desconoció las acciones que tomará el nuevo gobierno liderado por Bukele.

En el apartado del informe técnico, el FMI “recomienda un ajuste primario de aproximadamente 2 por ciento del PIB en el periodo 2019-20 (…) Para lograr el objetivo de ajuste primario, se necesitan medidas de ingresos y de gastos”, rezan los puntos destacado en dicho documento.

“Dado que el rendimiento estimado de estas medidas de la administración tributaria no sería suficiente para garantizar el cumplimiento de la LRF, se necesitan medidas estructurales de ingresos. El equipo recomienda la introducción de impuestos selectivos al consumo sobre bienes suntuarios y un aumento limitado a la tasa del IVA”, se lee en la conclusión de las recomendaciones del FMI.

En el pasado, el FMLN se vio en esta situación de presiones bajo el argumento de “recomendaciones” para “mejorar la economía”, pero no cedió.

Los medios de comunicación afines a Bukele aseguraron que los gobiernos del FMLN han “despilfarrado” el dinero. Es decir, que podríamos ver un desarrollo de la idea del partido Arena cuando decía “despilfarro” a más del 60% de inversión social que tenía en el presupuesto general de la nación el gobierno de Salvador Sánchez Ceren.

Un ejemplo de cómo el FMI le dobla la mano a los líderes que ganan con banderas de izquierda pero hacen al pie de la letra lo que les pide el equipo asesor: Lennin Moreno, presidente del Ecuador ganó bajo la bandera de izquierda, pero hoy le da la espalda a ese votante y desarrolla política antisociales y más neoliberales.

El pasado 22 de marzo, el Gobierno de Lenín Moreno ha accedido a un préstamo del FMI que contempla políticas de ajustes, entre ellas, la reducción de subsidios a combustibles, aumento del tributo, reajuste de la masa salarial y reducción del gasto público.

El FMI está listo para las decisiones del presidente electo y los medios afines a él preparan el camino para que la gente acepte cualquier “excusa” y no sea rechazado el incremento del IVA.

Escrito por:Redacción Verdad Digital

Fuente: Verdad Digital