Encuentro Regional frente a la amenaza neoliberal extractivista y criminalizadora

Organizaciones ambientalistas e indígenas realizarán el IV Encuentro Regional de la Alianza Centroamericana Frente a la Minería (ACAFREMIN), en el país, con el objetivo de intercambiar experiencias y luchas sociales en temas de defensa a la preservación del medio ambiente, resistencia al extractivismo de recursos naturales internacional y la defensa de personas defensoras de derechos humanos.

ACAFREMIN surgió de la coyuntura de conflictos socioambientales frente a la minería, en abril de 2017, en la ciudad de Managua, Nicaragua.

Plataforma desde la que impulsan iniciativas sobre modelos alternativos de desarrollo y sustentables, racionalizando los bienes naturales de Centroamérica.

En un contexto de un modelo económico neoliberal, que acompañan las “privatizaciones de servicios públicos o estatales”,  ACAFREMIN se pronunció en contra de estas industrias, ya sean nacionales o extranjeras, que siguen depredando no solo el medio ambiente de la región, sino también en su influencia política, para debilitar los mecanismos regulatorios locales de protección de los derechos básicos de amplias poblaciones que viven en vulnerabilidad social y económica.

Citando el diagnóstico sobre la industria minera, publicado en octubre de 2018, ACAFREMIN estableció que la asignación de concesiones de extractivos en la región centroamericana, por los gobiernos en turno, demuestran “graves deficiencias administrativas”,  además de promover impunidad legal y violaciones reiteradas a los derechos humanos individuales y colectivos de las comunidades en donde se asientan estos proyectos extractivos.

Entre las deficiencias administrativas y legales, ACAFREMIN señaló a los regímenes fiscales y ambientales que favorecen a inversionistas en detrimento de los bienes públicos, derechos de la población y las deficiencias en mecanismos de verificación y fiscalización de estudios de impacto ambiental, así como la falta de planes de remediación y las fianzas ambientales, que deben presentar las empresas y que incumplen reiteradamente.

Ante esta situación, ACAFREMIN retomará en el IV Encuentro Regional, nuevas iniciativas para modelos alternativos de desarrollo para reducir impactos socio-ecológicos y garantizar los derechos de los pueblos, así como los Estados y Gobiernos a eliminar cualquier intención de “criminalizar” a personas defensoras de derechos humanos, líderes y liderezas, que protestan y exigen respeto a la integridad de sus  territorios.

Asimismo, que los gobiernos de Unión Europea, Estados Unidos, Canadá, Rusia y otros países, con sedes de empresas mineras o compañías importadoras de materias primas, para que les fiscalicen y obliguen a cumplir los Principios Rectores sobre Empresas y Derechos Humanos de Naciones Unidas (ONU), que son sancionados en sus países de origen, pero no donde intervienen esta industria extractiva.   

En el IV Encuentro ACAFREMIN, plantea un retomar el diálogo, el intercambio y análisis de la coyuntura política actual de la región y profundizar en temas, como el cierre técnico de minas, que constituye en una prioridad para estas organizaciones ambientalistas y las comunidades, que en la actualidad se encuentran lidiando por el impacto de las minas abandonadas, que mantienen una contaminación permanente de sus territorios, para establecer una agenda de trabajo a profundidad sobre el tema de criminalización de personas defensoras para el próximo año.

Fuente: Diario Co Latino