China rechaza política injerencista de EEUU sobre El Salvador

China rechaza las amenazas de EEUU contra El Salvador y llama a Washington a dejar de injerir en los asuntos internos de otros Estados.

Lu Kang, portavoz de la Cancillería china.

“La parte china llama a ciertos países a que respeten el derecho de otras naciones a determinar su propia política interna y exterior, y a que renuncien a la hegemonía”, ha señalado este viernes el portavoz de la Cancillería china, Lu Kang.

El vocero chino ha censurado, en concreto, las declaraciones de la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, quien dijo ayer jueves que Washington “evaluará” sus relaciones con El Salvador debido a su decisión de romper lazos con Taiwán y establecerlos con Pekín.

“Sólo el pueblo de El Salvador sabe cuál es su decisión correcta y cuál beneficia a sus intereses, así que esperamos que ciertos países respeten el derecho de los Estados soberanos a desarrollar sus relaciones internacionales, en lugar de interferir en sus asuntos internos”, replicó hoy el portavoz de Exteriores chino, Lu Kang.

“Es la tendencia de los tiempos de la historia, cumple la ley internacional y sirve los intereses fundamentales de los dos pueblos”, subrayó Lu, quien añadió que para China la región latinoamericana es “una importante fuerza en la globalización económica”, con la que le interesa mantener lazos.

El portavoz también subrayó que “algunos políticos estadounidenses están haciendo mucho ruido tras el establecimiento de relaciones diplomáticas entre China y El Salvador”, a raíz de que el senador republicano Cory Gardner sugiriera que EEUU elaborase legislación para ayudar a Taiwán a mantener sus aliados.

China y El Salvador han decidido reanudar sus nexos conforme a las normas fundamentales del derecho internacional y las relaciones internacionales, así como a los intereses fundamentales de los dos pueblos, ha subrayado Lu.

Tambiuén ha sostenido, asimismo, que el establecimiento de los nexos entre Pekín y San Salvador de ninguna manera socava la seguridad del continente americano, como lo dice Washington. “China ya tiene relaciones diplomáticas con 25 países de esta región además de El Salvador”, ha apostillado.

El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, anunció la noche del lunes la suspensión de relaciones diplomáticas con Taiwán, convirtiéndose de esta manera en otro país centroamericano que se adhiere a la política de “una sola China”, tras República Dominicana, Panamá y Santo Tomé y Príncipe.